Tangos para Agus

REGRESAR

16 de marzo de 2020

Gardel en New York

A mediados de 1933, en Buenos Aires, Carlos Gardel conoció a Hugo Mariani, de la NBC, quien le propuso viajar a Nueva York. Y así, el 7 de noviembre de 1933, Gardel partió desde el puerto de Buenos Aires, para no volver. Primero pasó por Barcelona y París, antes de poner rumbo hacia Estados Unidos. Debutó en NBC el 30 de diciembre. Para este momento, Gardel había logrado aumentar su registro hacia los tonos más graves de un barítono ligero.

El 5 de mayo de 1934 realizó algo inédito: un enlace entre NBC y Radio Rivadavia que le permitió cantar en Nueva York mientras sus tres guitarristas tocaban en Buenos Aires.

Filmó “Cuesta Abajo”, con guion de Le Pera, con Mona Maris como co-protagonista.

En esta película cantó la ultra famosa “Mi Buenos Aires querido”, con sus primeros y últimos compases, de corte operístico, debidos a Terig Tucci:

“Mi Buenos Aires querido
cuando yo te vuelva a ver
no habrá más pena ni olvido…”

En su segunda película, “El tango en Broadway”, cantó “Soledad”,

y el foxtrot “Rubias de New York”,

“Did you sleep well, babies?”… Genial, ¿no?

Esta vez, al terminar su gira, no volvió a Buenos Aires, donde sus películas desbordaban los cines, mientras los diarios lo atacaban vilmente. Pasó un tiempo en Francia y luego regresó a Nueva York, donde participa junto a las grandes estrellas musicales de la época (Bing Crosby, Glen Miller, etc) en “The Big Broadcast”. Pero la película fue estrenada en 1936, después del fallecimiento de Gardel, y las escenas donde participaba fueron eliminadas.

En esta etapa filma sus dos mejores películas “El día que me quieras”. Obviamente, canta ese tema, y lo hace dos veces. A mediados del film, y como cierre.

Pero nada superó a su interpretación de “Sus ojos se cerraron”:

Durante su grabación, el estudio se había llenado de personas, incluidos altos ejecutivos de la Paramount. Al terminar de cantar, todos se quedaron en silencio durante un gran tiempo, para finalmente estallar con un enorme aplauso.

En “Tango Bar”, su última película, interpretó éxitos como “Por una cabeza”,

y “Arrabal amargo”,

El cine había convertido a Gardel en un ídolo en todos los países hispano parlantes. Era el momento justo para realizar una gira por América Latina de regreso hacia Buenos Aires. Partiría de New York el 28 de marzo de 1935.

REGRESAR