Tangos para Agus

REGRESAR

Yatasto

En la entrada anterior, nos había quedado una duda sobre la versión de Cambalache que grabó Julio Sosa en 1955. En lugar de

Mezclao con Stavisky 
van Don Bosco y La Mignon
Don Chicho y Napoleón, 
Carnera y San Martín

Julio Sosa canta

Mezclao con Toscanini 
va Escarfaso y Napoleón,
Yatasto y Marimón, 
Gatica y San Martín...

Evidentemente, confundió al estafador ucraniano Alexander Stavisky con el músico ruso Ígor Stravinsky (1882 – 1971), y lo reemplazó por el famoso director de orquesta italiano Arturo Toscanini (1867 – 1957).

Arturo Toscanini dirigió en Buenos Aires en 1901, 1903, 1904 y 1906. Durante la temporada de 1912 estuvo a cargo de todas las óperas que se representaron en el nuevo teatro Colón. Pero surgieron algunas disputas que lo hicieron alejarse por casi tres décadas. Regresó en 1940 con la orquesta de la NBC, y nuevamente al año siguiente, para dirigir en el Colón por última vez.

Por su parte, Escarfaso es Scarface, apodo de Al Capone.

Alphonse Gabriel Capone (Brooklyn 1899 – Miami 1947)

De esta manera, Sosa reemplazó a un olvidado mafioso argentino (Don Chicho) por uno muy famoso.

Algo parecido hizo con el boxeador Carnera, a quien reemplazó por el argentino José María “El Mono” Gatica (1925 – 1963),

Perón y Gatica

Todo un personaje, este Gatica. ¡Si hasta en 1993 le hicieron una película, dirigida por Leonardo Favio! El 16 de setiembre de 1955 peleó contra Alfredo Prada, y este fue su último combate, ya que una semana más tarde se produjo el derrocamiento de Perón. Se le quitó la licencia de boxeador, y sin ahorros ni ingresos, cayó en la pobreza. El 12 de noviembre de 1963, regresando a su casa después de haber estado vendido muñequitos de colores en un partido de futbol en la cancha de Independiente, cayó bajo las ruedas de un colectivo al intentar abordarlo. Falleció dos días después.

Otro famoso al que menciona Julio Sosa es el argentino Onofre Marimón, piloto de Formula 1, quien todavía hoy mantiene el récord de la mayor remontada en una carrera: 25 posiciones.

Onofre Agustín Marimón (1923 – 1954)

El 31 de julio de 1954, mientras forzaba su Maserati 250 F durante los entrenamientos previos a la carrera de Nürburgring, ocurrió lo siguiente…

“Cuando salió tras su Maserati roja, Fangio estaba a alguna distancia tras él. Vio a Marimón hundirse en la neblina a una velocidad extrema cuando lo perdió de vista. Segundos más tarde distinguió una larga brecha abierta en la vegetación y cómo salían llamas de detrás de los matorrales. «Marimón tuvo un accidente con su Maserati» anunciaron enseguida los altavoces. Después, un momento más tarde, «El piloto murió». Fangio llegó al box, saltó del habitáculo y corrió hacia nosotros dominado por el ansia. Su cara estaba completamente pálida. Enseguida llegó González, fue a su encuentro y los dos hombres, héroes de tantos duelos sobre la pista, se pusieron a llorar como niños”.

Alfred Neubauer: La velocidad fue mi vida (1960)
Los corredores argentinos Juan Manuel Fangio y José Froilán González se abrazan al enterarse de la muerte de Marimón.

Después de estas dos tristes historias llegamos al personaje más interesante , “Yatasto”. Y lo es por un detalle importante: No se trata de una persona…

Y no… Tampoco tiene nada que ver con la famosa “Posta de Yatasto” donde, según nos contaron en la escuela, se encontraron Belgrano y San Martín el 30 de enero de 1814. Según parece, ni Yatasto era una posta, sino la residencia del patriota Toledo Pimentel, ni el famoso encuentro ocurrió ese día o en ese lugar, sino 17 días antes y 70 km al norte, cerca de la posta de Algarrobos.

En realidad, Yatasto fue un caballo de carrera. Pero no cualquier caballo, sino el mejor de su época. Nació en 1948, hijo del inglés Selim Hassan y de la argentina Yucca.

En 1951 venció en los Grandes Premios Carlos Pellegrini, Polla de Potrillos, Jockey Club y Nacional (la llamada Cuádruple Corona), y en los Clásicos Miguel Cané, Montevideo, Chevalier, Santiago Luro y Guillermo Kemmis (que marcó su debut, el 4 de marzo).

En toda su campaña, sólo perdió dos carreras; y todas las que ganó, lo hizo por mas de dos cuerpos.

Hasta el día de hoy mantiene el récord del Hipódromo de Palermo, con 3000 metros corridos en 3 minutos, 4 segundos y 200 milésimas, el 19 de julio de 1953.

Yatasto fue exportado como padrillo a Estados Unidos, donde fallecería años más tarde.

Por supuesto, que es mencionado en lugar destacado en la milonga burrera por excelencia, “Milonga que peina canas”,

y cuando llegue la hora
de dar el último abrazo,
me iré pensando en Yatasto
para morirme feliz.

Esta milonga de Alberto Gómez (1904 – 1973) fue estrenada en 1942, y va nombrando, uno por uno, a 23 de los caballos más famosos del turf argentino…

Pero, si la milonga es de 1942, ¿Cómo puede incluir a Yatasto que nació en 1948? Pues pasó lo mismo que con la versión de Cambalache que cantó Julio Sosa. Se le cambió la letra, reemplazando a “Payaso” (ganador del Jockey Club, el Nacional y el Carlos Pellegrini y los clásicos Chevallier y Rivadavia), por “Yatasto”, y listo…

Mientras escuchamos este tango dedicado, enterito, a Yatasto, …

… te paso un último dato. El 30 de noviembre de 1952 se corrió en el Hipódromo de San Isidro la única carrera que perdió Yastasto en Argentina (la otra fue en San Pablo, Brasil). Lo más increíble fue que en la montura estaba el jinete más famoso de la historia del Turf, Irineo Leguisamo.

Irineo Leguisamo (1903 – 1985)

Y mirá si sería famoso, que se escribió un tango en su honor, y fue cantado por su gran amigo, Carlos Gardel

REGRESAR

SpanishEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianArabicChinese (Simplified)